Tratamientos con uva para rejuvenecer tu piel

Foto: estrenimiento.net

Para recuperar la frescura y belleza de la piel, hay alternativas naturales. Desde el té verde hasta los exfoliantes caseros, ayudan a devolver tersura y brillo. En particular, estos tratamientos naturales con uva para rejuvenecer tu piel ofrecen excelentes resultados.

La uva es un potente antioxidante, que combate la degradación de la elastina y el colágeno. Ayuda en la eliminación de las células muertas y a frenar el envejecimiento prematuro. Esto se debe a su composición de polifenoles, flavonoides, resveratrol, catequinas y taninos.

Esta fruta también es rica en ácidos orgánicos como el ácido cítrico, tartárico y málico. Las vitaminas A, B1, B2, B3, C y K y los minerales como el zinc y el cobre, fósforo, magnesio y potasio, complementan sus beneficios. Todo ello hace que, en el ámbito de la estética, sea una excelente aliada.

Las mascarillas de uva:

Para recuperar la belleza del rostro es muy eficaz una potente mascarilla de uva. Las recetas son numerosas, eficaces, fáciles de preparar y económicas:

Para rejuvenecer:

En un recipiente, machacar unas 15 uvas. Agregar agua hasta lograr una mezcla homogénea pero no excesivamente espesa. También se puede triturar la misma cantidad de uvas en un recipiente y llevarlas a la nevera durante media hora.

Luego, limpiamos muy bien el rostro y aplicamos la receta escogida.Dejamos actuar durante 20 minutos, retiramos con abundante agua e hidratamos como de costumbre.

Foto: blog.esdor.es

Jugo de uva:

Para preparar esta otra receta, licuamos dos cucharadas de jugo de uva, dos de almendras dulces y una de harina de avena. La crema obtenida la aplicamos en el rostro y cuello, y dejamos actuar 15 minutos. Enjuagamos con abundante agua tibia y secamos con una toalla suave sin frotar.

Para la hidratación de la piel:

Con un tenedor, machacamos cinco uvas y cinco cerezas. Agregamos una cucharada de yogur natural y mezclamos hasta obtener una pasta homogénea. Aplicamos la pasta por rostro y cuello y dejamos actuar durante 15 minutos. Retiramos con abundante agua e hidratamos con la crema de siempre.

Foto: freepik.es

Aceite de semilla de uva:

Si machacamos las semillas de unas 20 uvas, obtendremos un aceite rico en vitaminas C, D y E. También posee betacarotenos, ácidos linoléico y Omega 3 y 6, por lo que es ideal para regenerar la piel y aportar elasticidad.

Foto: vitonica.com

Tónico facial:

Para tonificar, nutrir y frenar el envejecimiento, este tónico facial de uva es una idea fácil de preparar. Licuamos unas 15 uvas y ponemos el jugo en un recipiente. Empapamos una mota de algodón con el líquido y la pasamos por la piel del rostro y el cuello. Dejamos actuar durante 10 minutos y retiramos con abundante agua.

 

Tomado de: mejorconsalud.com